Creando un plan para el manejo de conducta

domingo, 27 de agosto de 2023

 

¿Qué crees es lo más importante que debes tener y desarrollar en tu salón de clases?

En mi opinión es el plan para el control de grupo y manejo de conducta.

Como maestros sabemos lo difícil que es llevar un proceso de enseñanza-aprendizaje en un salón con muchos problemas de disciplina. Yo soy muy creyente de que sin disciplina no hay aprendizaje. Educar con amor, pero con respeto.

Los niños y jóvenes necesitan reglas claras y precisas. Es importante establecer esas reglas y sus consecuencias desde el primer día.

Y con esto no es que vamos a tener un salón en donde los estudiantes no se mueven, no hablan, no participan, etc. Todo lo contrario, es establecer un ambiente positivo donde ellos puedan desarrollar su mayor potencial, pero teniendo en cuenta lo que se espera de ellos y las consecuencias que tendrán de no cumplir con las mismas. 

En mis años de maestra muchas han sido las técnicas y estrategias que he utilizado con mis estudiantes para lograr modificar la conducta negativa que afecta el proceso de enseñanza.

**Antes de implementar cualquiera de las técnicas se lo explicaba a los padres para que ellos tuvieran conocimiento y le dieran refuerzo en casa**

Carteles o tablas de buen comportamiento

Pueden usarse de manera grupal colocando el mismo en un área visible en la pizarra. Por cada clase o período iba colocando una carita alegre o triste según el comportamiento del grupo. También lo usaba de manera individual colocando una tabla en el pupitre del estudiante y le pegaba "stickers" según su comportamiento en las diferentes asignaturas. 

 

Paletas con carita alegre o triste

Utilizando paletas de madera, mostraba las caritas al grupo según su conducta en la clase. Si estaban hablando mucho, me quedaba parada de frente a ellos en silencio mostrándoles solamente la carita triste. Poco a poco se daban cuenta y se iban acomodando.


“Clip Chart”

En un momento de la educación esta técnica se hizo muy popular. Utilizando carteles de diferentes colores y “pinches” con los nombres de los estudiantes se trataba de modificar la conducta y se establecían claramente las consecuencias de no seguir las reglas.  Comenzábamos el día todos en “Listos para aprender” y según la conducta en el día, su nombre subía o bajaba.

Aunque hoy día hay quiénes están en contra de utilizar esta técnica, en mi experiencia puedo decir que sí funciona, pero debe utilizarse apropiadamente. Hay que informar a los padres de antemano y siempre darle nuevas oportunidades a cada estudiante de mejorar su conducta.


Premio de la semana

Esta técnica siempre será mi favorita. Todos los viernes antes de la salida me sentaba con los niños a dialogar sobre su comportamiento en la semana. Entre todos se escogía el niño o niña que mejor se portó. Como premio se llevaba para su casa un muñeco (peluche) y una libreta. Los niños amaban esta técnica y lo mejor es que ellos mismo decidían quién realmente se lo merecía. Se llevaban el peluche y en la libreta colocaban una foto o se dibujaban como la pasaban en el fin de semana. Aún guardo con mucho cariño las libretas y las fotos de los niños. 


Pulpo de conducta

Esta es de las últimas ideas que utilicé en el salón de clases. El pulpo tiene doble cara: una feliz y una enojada que cambiaba según la conducta de los niños durante el día. Lo colocaba en un área visible en el salón y de vez en cuando el "pulpo feliz" visitaba y acompañaba al estudiante que estaba siguiendo las reglas del salón correctamente. Ellos lo amaban y todos querían su visita.


Adicional he utilizado: ejercicios de relajación, "brain breaks", música instrumental, etc. Siempre buscando información, ideas, libros y todo lo que me pudiera ayudar a trabajar una buena modificación de conducta en el salón de clases. 

Sin embargo, con los años también he aprendido que un buen plan de conducta requiere tiempo y paciencia. No se puede improvisar o cambiar de estrategia a cada rato. Hay que ser consistentes porque los estudiantes no harán todo a la perfección desde el primer momento. Hay que modelar y practicar. Desde el cómo hacer un fila, dónde colocar los materiales, cómo pedir permiso para ir al baño, etc. Hay que establecer esas rutinas que aunque al principio nos dan mucho trabajo, a la larga nos ayudarán a crear el ambiente necesario para nuestras clases. 

Pensando en la importancia de este tema para los maestros he creado este recurso que te puede ayudar a crear un buen plan de manejo de conducta en el salón de clases. El mismo incluye las reglas del salón, documentos para establecer comunicación y evidencia tanto con padres como estudiantes, tarjetas para refuerzo positivo y estrategias para establecer un "Rincón de calma" en el salón de clases. Puedes presionar las imágenes para los enlaces. 

Las reglas del salón 

Hojas para reflexionar y comunicación con los padres

Refuerzo positivo 


Carteles y actividades para el "Rincón de Calma"

Si te interesa este recurso puedes conseguirlo en mi tienda de Teachers Pay Teachers presionando AQUÍ

                               

Para que comiences a crear tu plan de manejo de conducta aquí te comparto este FREEBIE con las reglas del salón que ya están en mi recurso de manejo de conducta y una hoja de tarea para trabajar las mismas. 

               

Cuéntame: ¿Qué estrategias utilizas para el control de grupo o manejo de conducta en tu salón de clase?

No hay comentarios.

Prepárate para el regreso a la escuela

                                       ¡Hola! Llegamos a ese momento del mes donde la mente comienza a pensar y a llenarse de ideas para el ...